Una cura para el coronavirus

a Tema del mes

El COVID-19, conocido popularmente como coronavirus, es una enfermedad originada en la ciudad china de Wuhan que en pocos meses ha conseguido convertirse en una pandemia mundial. La enfermedad ha colocado a el mundo entero contra las cuerdas. Una gran cantidad de países han convocado el estado de alarma en el cual obligan a todos sus ciudadanos a permanecer en sus casas a no ser que sea en casos excepcionales.

El mundo se ha dado cuenta de que esta situación será la causa de una crisis financiera sin precedentes a causa del parón laboral y económico por el que estamos pasando. Por ello la OMS (Organización Mundial de la Salut) ha juntado a más de una decena de países como Estados Unidos, China o Rusia para desarrollar la famosa vacuna contra el COVID-19, que según los cálculos podría tardar entre 12 y 18 meses en desarrollarse eficazmente.

Los científicos aún no han logrado determinar a ciencia cierta algunas características de este virus, por ello se les hace difícil contrarrestar los efectos de este de manera eficaz y saber si en el futuro podrían aparecer más brotes.

En la historia de la ciencia nunca se ha conseguido descubrir una vacuna eficaz contra otros patógenos de la familia del coronavirus, que ya atacaron a nuestra sociedad en el pasado. Por ello muchos de los ensayos médicos realizados se miran con poca esperanza de triunfo.

China ya ha conseguido fabricar un primer prototipo de vacuna pendiente aún de evaluación de su efectividad. Este equipo de investigadores chinos afirma que la vacuna no tiene ningún tipo de carácter infeccioso, es totalmente segura y solo haría falta de una dosis para que surtiera efecto. 

Este ensayo es uno de los más esperanzadores hasta el momento, pero el Ministro de Defensa chino ha afirmado que aunque la vacuna se encontrara ya, no podría ser comercializada hasta pasados 12 meses. Así que no se cree que una vacuna eficaz pueda empezar a ser suministrada pronto, solo nos queda esperar a que pase la tormenta y hacer todo lo posible para evitar que la situación vaya a peor.

Em dic Sergi Marsal, tinc 15 anys i sóc un alumne de l’escola FEDAC RIPOLLET. Sóc una persona molt curiosa, sempre amb ganes d’aprendre coses sobre el meu entorn, em considero empàtic, amable i divertit. Des dels 4 anys jugo a bàsquet i és el meu hobby preferit. Crec que el meu talent són les ciències i tot el relacionat amb els nombres. La persona a la que admiro és Kawhi Leonard, que no només l’admiro com a jugador de bàsquet, també com a persona. M’agradaria estudiar física i poder fer algun descobriment o avanç a la ciència que em faci sempre ser recordat. Me llamo Sergi Marsal, tengo 15 años y soy un alumno de la escuela FEDAC RIPOLLET. Soy una persona muy curiosa, siempre con ganas de aprender cosas de mi entorno i me considero empático, amable y divertido. Desde los 4 años juego a baloncesto y es mi hobbie favorito. Creo que mi talento son las ciencias y todo relacionado con los números. La persona a la que admiro es Kawhi Leonard, no solo como jugador de baloncesto, también como persona. Me encantaría estudiar física y algún día poder hacer un gran descubrimiento por el cual ser recordado.